miércoles, 4 de abril de 2012

Añisclo, relato de un fin de semana intenso

Cuando hace unos días Antonio me propuso una escapada a Añisclo recuerdo que le contesté: “sólo iré si la previsión del tiempo muestra una mínima posibilidad de buenas luces”... todavía no sé porque digo esas tonterías, si acabo picando siempre que puedo! Además, por malas que sean las luces un día de desenfreno fotográfico con amiguetes siempre viene bien, y más cuando llevas cosa de dos meses sin “afotar”.

Sábado por la noche: a eso de las 21:30h nos subimos en la furgo y cuatro horas de charla más tarde llegamos al lugar elegido para pasar la noche. La verdad es que el cansancio acumulado de toda la semana se hace notar, pero soy incapaz de irme a dormir sin antes probar alguna nocturna 8^) Sabedor de que la previsión meteorológica es de cielo raso para el día siguiente no puedo dejar escapar una de las pocas oportunidades que tendré en esta escapada. La ausencia de luna hace difícil jugar un primer plano sin luz artificial, así que aprovecho que el cañón encara al norte para realizar una circumpolar. Un par de pruebas para ajustar composición y exposición y me meto en el saco mientras dejo que el intervalómetro haga su trabajo. Dejo para otro día el criticar el precio o mejor aún la mera existencia de estos chismes, cuya funcionalidad debería venir de serie en el programa de cualquier cámara.

EL PASO DEL TIEMPO
Canon 5DmkII, Canon 16-35mm, a 28mm, sin filtros, trípode, nivel burbuja.
Unión de 16 imágenes tiradas a 420s; f/4; ISO500.

Apenas dos horas de sueño y Enrique quien no ha podido dormir muy bien nos despierta para empezar el día. Se cumple el guión y tenemos un amanecer más bien soso, ni tan siquiera tenemos alpenglow! Aunque no hay mal que por bien no venga, y con la tranquilidad de saber que no se te escapa la luz, pues no la hay 8^), intento trabajar una compo distinta a la más conocida y facilona.

PRIMERAS LUCES SOBRE EL CAÑÓN
Canon 5DmkII, Canon 24-70mm, a 32mm, filtro degradado hard 2 pasos aplicado en movimiento, trípode, nivel burbuja.
0,6s; f/14; ISO100.

Remontamos un poco la ladera para coger más perspectiva del Monte Perdido. El sol más elevado empieza a dotar de volumen a unos cojines de bruja que jugamos como primer plano.

BAÑO DE LUZ
Canon 5DmkII, Canon 24-70mm a 24mm, filtro degradado hard 2 pasos, polarizador, trípode, nivel burbuja.
1/4s; f/16; ISO100.

Un desayuno “Casa Antonio” con café de polvos y bebiendo a morro del cazo y bajamos al cañón antes de que el sol alcance sus profundidades. Por cierto, hago un inciso farmacológico y os prevengo de utilizar jamás un café de polvos para diluir mucolítico efervescente: el resultado es una erupción volcánica!

Una vez abajo, aquí ya cada uno se pierde en su mundo buscando esos paisajes más íntimos, sin intercambiar palabra nos vamos separando hasta perder el contacto visual. El sol empieza a iluminar las paredes del cañón e intento jugar los tonos azules de las sombras con el reflejo amarillo de las paredes, también me dedico a probar distintas velocidades para dotar de textura al agua:

EL FLUIR CROMÁTICO
Canon 5DmkII, Canon 70-200mm a 183mm, filtro polarizador, trípode, nivel burbuja.
0,5s; f/16; ISO100.

Buscando sitios en sombra encuentro un remanso con unos remolinos de espuma como nunca antes había visto. Los minutos vuelan mientras juego con los dinamismos creados en la superficie. Es curioso porque aún y cuando el sitio se encuentra algo escondido, al poco rato aparece Antonio, parece que ha “olido” los remolinos.

EL RIO DINÁMICO 1A
Canon 5DmkII, Canon 70-200mm a 93mm, filtro DN 3 pasos, polarizador, trípode.
5s; f/22; ISO100.
Mucha paciencia clonando manchas del sensor.

EL RIO DINÁMICO 1B
Canon 5DmkII, Canon 70-200mm a 165mm, filtro DN 3 pasos, polarizador, trípode.
6s; f/22; ISO50.
Mucha paciencia clonando manchas del sensor.

El sol baña ya todo el cañón y decidimos volver a la furgo para descansar un poco. Esta tarde tenemos excursión y hay que recuperar fuerzas. Metido en el saco me duermo mientras Antonio revisa sus fotos, para revisiones estoy yo! Prefiero dormir que esta noche también se plantea corta.

A pesar de las reiteradas quejas y propuestas deshonestas de Enrique para quedarnos por abajo, emprendemos la subida al Mondoto. Examinando el mapa queda claro que las vistas tienen que ser espectaculares y ni Antonio ni yo queremos renunciar a ello. Como de costumbre el amigo Antonio empieza a subir a un ritmo infernal, el resfriado que arrastro me deja sin aliento a los 2 minutos y se me tuerce el humor, pero a medida que vamos subiendo los mocos me dan una tregua y me voy recuperando, para cuando alcanzamos la cima ya he recuperado el buen ánimo y el espíritu se llena al contemplar el espectáculo que tenemos delante, nos quedamos sin aliento al descubrir la dimensiones del paisaje!

Intentando dejar las mínimas huellas en la nieve nos separamos en búsqueda de buenos encuadres. Aunque todavía queda bastante para la puesta de sol, unas nubes en poniente suavizan y tamizan la luz. Encuentro una compo que me seduce y me mantengo fiel a ella. Pacientemente espero al preciso instante en el que el sol aparece o se esconde detrás de una nube, durante esos escasos segundos la luz tiene una calidad especial. Además estoy de suerte y en uno de esos momentos un rayo de luz justo ilumina el primer plano dejando todo el resto en sombra menos los 3K que tengo delante. Recuerdo que en ese momento pienso: “lo tengo! sólo esta luz ya paga todos los esfuerzos del fin de semana”.

LA SUAVE LUZ
Canon 5DmkII, Canon 16-35mm a 22mm, filtro degradado 2 pasos hard, polarizador, trípode, nivel burbuja.
1/6s; f/16; ISO100.

Monto el tele para centrarme en las cimas que tienen una buena iluminación lateral.

MARBORÉ, CILINDRO Y MONTE PERDIDO
Canon 5DmkII, Canon 70-200mm a 70mm, sin filtros, sin trípode.
1/200s; f/5,6; ISO100.

Hasta me animo con alguna panorámica.

MACIZO DEL MONTE PERDIDO Y LAS TRES MARÍAS
Canon 5DmkII, Canon 70-200mm a 138mm, sin filtros, trípode, nivel burbuja.
Unión de 10 imágenes tiradas a 1/80s; f/7,1; ISO100.

El sol se pone en un horizonte despejado, pero la calima impide que las nubes se pinten como esperábamos y deseábamos. Aún y con esas no nos damos por vencidos. Sabiendo que la sesión llega a su fin ya nos movemos (algunos más que otros) sin miedo a pisar la nieve, ahora lo que prima es encontrar una última compo que encare a poniente.

ÚLTIMOS RAYOS
Canon 5DmkII, Canon 16-35mm a 16mm, filtro degradado neutro 2 pasos hard, trípode, nivel burbuja.
1/4s; f/16; ISO100.

ESTUPA
Canon 5DmkII, Canon 16-35mm a 17mm, filtro degradado 1 paso hard, trípode, nivel burbuja.
2,5s; f/16; ISO100.

Y con el último “clic” de la cámara recojemos los bártulos para emprender la vuelta. Todavía nos queda un largo camino hasta casa y al día siguiente hay que trabajar, aunque ya os avanzo no hay cafeína que arregle el dormir un total de 6h en dos días. En cualquier caso nos vamos con el espíritu lleno de experiencias y en lo personal también me llevo un resfriado que todavía hoy arrastro (10 días después) mientras escribo estas líneas.

27 comentarios:

  1. Ese nen!
    Pues que entrada más chula!
    La verdad es que es complicado trabajar esas luces y cielos, pero creo que siempre se puede hacer un buen trabajo con las fotos.
    La circumpolar te quedó potente, pero ya era de prever, con la forma del cañón acompañando las estelas. Por cierto, que la D7000 sí lleva incorporado el intervalómetro :-)
    Y el café, aún te quejarás... digno del mejor hotel... jeje.
    Ritmo infernal a la subida? macho, pero si casi podía ver como crecía la vegetación a nuestro paso, juas!
    Enrique no da señales de vida, igual está K.O. todavía, jaaaaajaja.
    Venga company, a ver cuando la próxima... ya he "descubierto" otro sitio ^-^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya dirás, que en pocos días estoy como nuevo! 8^)

      Eliminar
  2. Interesante relato, parece una secuela de "Brokeback Mountain".......jejejeje
    para mi las dos ultimas las mas mejores.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las escenas picantes para otra entrada...

      Eliminar
    2. Las que tienen nubes, eh? Esteve!
      Jaaaaajaja.

      Eliminar
    3. Esteve está enviciado con las nubes!

      Eliminar
  3. como me ha gustado vuestras versiones del viaje
    Gorka me quedo con la primera y las dos ultimas, se salen
    un saludo
    Joserra

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas Joserra, lo puedes decir abiertamente hombre, si la mía te ha gustado más es normal! 8^)

      Eliminar
  4. Gorka!!! Muy buena entrada, sí señor. Cuando vuelva de Menorca me pongo con mi entrada de la salida... A ver si puedo desmontar ciertos mitos que se están fraguando entorno a mi persona, jajaja... La circumpolar ha quedado más que decente y la paño también me mola, yo también tengo una para montar.

    Un saludete y a recuperarse, que luego el que está flojillo soy yo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ganas tengo de leer las trolas que vas a contar... Jajaja

      Eliminar
  5. Me gustan sobre todo la tercera y la cuarta. Los alpenglow hay que alquilarlos antes de salir de casa :)

    ResponderEliminar
  6. Remolinos, star-trails, paisajes de montaña y una historia que entretiene!!!
    Muy buena entrada de blog!!!
    Yo me quedo con la tercera y la penúltima. La penúltima se sale!!! Y qué decir de la circumpolar???

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que fue una sesión completita, quizás no muy espectacular pero de aquellas que disfrutas.

      Eliminar
  7. Muy buena serie y bien contado el relato :-)
    Me gusta la similitud entre la supercircumpolar y el remolino.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Había pensado en jugar con esa similitud en los títulos de las fotos, pero eso ya era mucho pensar! 8^)

      Eliminar
  8. Que escapada mas buena,ver tu reportaje me ha llevado a tan magnifico lugar que visite este pasado octubre.Buenass fotos.saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas Fran, el mejor cumplido que te pueden hacer es que tus fotos evoquen sentimientos. Gracias por pasar.

      Eliminar
  9. Muy buenas todas, la circumpolar y las de las últimas luces me gustan mucho. Me muero de envidia de poder hacer una escapada, lo tengo al lado de casa, pero me falta tiempo :-(

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si esto solo es cuestión de no dormir 8^)
      Esto de dormir está sobrevalorado...
      Gracias por pasar!

      Eliminar
    2. No, si dormir no duermo, pero por los críos y no por ir a hacer fotos :-D

      Eliminar
  10. Muy guapas todas, pero las fotos de los remolinos de agua son una pasada, muy bien vistas. Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Suerte que hay alguien a quien le gustan los remolinos!

      Eliminar
  11. Unas fotos preciosas. Me han encantado la de la circumpolar, la del remolino en B/N y la del sol despuntado.

    Para la circumpolar tengo varias preguntas...

    - ¿enfocas a la hiperfocal (infinito) o las piedras del primer plano?

    - ¿ en el intervalómetro cada cuanto marcas la foto, es decir el espaciado entre foto y foto?

    - ¿para calcular el tiempo de exposición haces eso de hacer una prueba a 1600 o 3200 y luego ir bajando x2 pasos por cada paso ISO?

    - ¿porque te quedaste en ISO 500 y no bajaste hasta ISO 200 o ISO 100? ¿para no sobrecalentar demasiado el sensor y no tener tanto ruido? Lo digo porque en vez de 16 fotos a 420 segundos podrías haber hecho la mitat o más con algo más de tiempo de exposición).

    Saludos Gorka!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Daniel, menudo examen me has puesto! 8^)
      A ver si apruebo:
      - Enfoco a algo que esté muy lejos. No te fíes de la escala de la óptica.
      - El espaciado mínimo que puedas para que la traza se vea continua, en el intervalómetro de Canon lo mínimo es 1s. Uno pudiera pensar que 1s es nada, pero si te fijas en las trazas superiores verás que se ve la discontinuidad generada por esa pausa de 1s. Creo que en el argot se llama "cosido".
      - Exacto, hago una prueba a ISO's imposibles, 12800 o por ahí, y luego voy multiplicando el tiempo por 2 por cada paso de ISO que reduzco.
      - Este punto me genera dudas razonables, las mismas que las tuyas vaya. La verdad es que hago exposiciones de unos 4 min máximo porque así me lo dijo el sr. Frikosal. En su momento llegué a entender su razonamiento, ahora no me acuerdo de nada, jaja! Puedes preguntarle a él y seguro que te dará una explicación científica del asunto. Si se lo preguntas ya me lo explicarás!

      Un saludo,
      Gorka.

      Eliminar
  12. Diossss que envidia (sana eh! :-) ), como me gustaría tener colegas con los que hacer salidas fotográficas a la montaña, yo me muevo en solitario, uno que vive en un pueblo pequeño y con aficiones raras. Las dos últimas son una pasada y la de la luz del primer plano también y las de los remolinos... que coño, todas!!! Una pregunta, veo que utilizas mucho los filtros ND hard en montaña y no se aprecian nada a pesar de lo irregular del horizonte, yo tengo uno soft y me resulta demasiado soft, cuando tapo el cielo con la parte más oscura el degradado se me mete encima de la parte terrestre, no se si me explico ¿utilizas hard por eso? Es que pensaba que solo serían utilizables en marinas, con horizontes muy rectos, pero veo que también pueden funcionar en montaña, igual tengo que pillar filtros ND duros.

    Un saludo, Maestro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Veo que te estás dando un buen paseo por el blog! 8^)
      El 90% de las fotos que tiro con degradado, por no decir el 99%, las tiro con el hard. El truco Rubén es mover el filtro durante la exposición, evidentemente necesitas tiempos superiores a los 0,5s para tener algo de control. Si lo mueves mucho pues es muy soft, si apenas lo mueves es muy hard... Sin duda alguna mi consejo es que te hagas con unos hard y verás que apenas usarás los soft.

      También puedes girar el degradado, en la última el degradado lo adapté al perfil de la montaña.

      Eliminar